El primer número del semanario diocesano “El Eco” vivió la luz el día 6 de enero de 1935. Con la anuencia del obispo, mons. Eustaquio Martín Nieto, lo promovían, editaban y dirigían los sacerdotes Emilio del Castillo y Francisco Box. En esa primera etapa la cabecera fue “El Eco diocesano”.

Tras la contienda civil española, en 1940 vuelve a salir con características semejantes. En 1952 pasa a depender directamente del obispado y modifica la cabecera según hoy se le conoce.

Desde entonces se considera portavoz de las noticias que cuentan la vida de toda la diócesis. Además de las secciones informativas, destacan los espacios de opinión, en especial la carta semanal del obispo y los comentarios de las lecturas de la misa del domingo.

Desde 1977 dirige la publicación Pedro Moreno Magro.

En la mañana del martes 30 de diciembre, en el Hospital Universitario de Guadalajara, falleció el sacerdote Santiago Cabellos Viejo, en las últimas cuatro décadas, casi de modo ininterrumpido, al servicio de la parroquia de San Ginés de Guadalajara. Sus exequias fueron presididas por el obispo diocesano, monseñor Atilano Rodríguez, acompañado de cerca de un centenar de sacerdotes y unos trescientos fieles. La iglesia parroquial de San Ginés acogió la celebración. El entierro fue en Las Rozas (Madrid).

Santiago Cabellos nació en Cifuentes el 28 de marzo de 1947, estudió en nuestros seminarios diocesanos y fue ordenado sacerdote el 25 de julio de 1971. Durante cuatro años fue formador y profesor en el seminario mayor de Sigüenza. Después fue coadjutor de San Ginés de Guadalajara, de donde, posteriormente fue párroco in solidum.  Pertenecía a la Obra de la Iglesia.

La Iglesia católica en España celebra el 6 de enero la fiesta de Epifanía o de la manifestación de Dios a los pueblos gentiles. En ella se sitúa la primera jornada misionera del año natural, dedicada al Instituto de Misiones Extranjeras (IEME) y a los catequistas nativos. «Catequistas gozosos de anunciar el Evangelio» es el lema del día de IEME 2015. En 2014 la colecta de esta campaña ascendió a unos 71.000 euros La diócesis de Sigüenza-Guadalajara aportó 4.700 euros.

En la actualidad, el IEME trabaja, además de en España, en 12 países: 6 en América Latina y el Caribe, 4 en África y 2 en Asia. El número de misioneros se sitúa en torno a 150, pertenecientes a 46 diócesis de España. El pasado 3 de diciembre, fiesta de San Francisco Javier, patrono de las Misiones, el IEME cumplió 93 años.

 
En este final del año
voy a cantar villancico,
con almirez lo acompaño.
iré a ver al Niño chico.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
cántate hasta nueve
y luego hasta diez.
 
La blanca Guadalajara
nevada está en cada calle,
aquel que mal la pisara
el suelo al resbalar raye.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que ya llevas dos
llegarás a diez.
 
Por la Calle Mayor Baja
se han escapado los pajes,
dicen que con ellos viajan
tres reyes con tres mensajes.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que con esta misma
has llegado a tres.
 
Al llegar hasta la Plaza
Mayor hay mucho colgante
y mucho adorno que abraza
subiendo todo adelante.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que ya llevas cuatro.
¿Pararás en diez?
 
Por Plaza del Jardinillo,
van subiendo los camellos,
las mulas y el borriquillo
peinándose los cabellos.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que ya llevas cinco,
casi estás en diez.
 
Cuando se estrecha la calle
un rey con otro se junta,
y que dónde el portal se halle,
Melchor a Gaspar pregunta.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que si llevas seis
pronto estás en diez.
 
Ya aparece San Ginés,
después de Santo Domingo,
Niño, María y José,
yo mismo ya los dintingo.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que llegando a siete
casi estás en diez.
 
Bajo el arco del santuario
ha ocurrido el natalicio,
el portal es escenario
del Infantil Gran Bullicio.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que pasamos de ocho,
sólo a dos de diez.
 
A los pies de este gran Niño
acabado de nacer,
zambomba, almirez, cariño,
ya los puedes ofrecer.
 
Anda, canta, anda,
cántate otra vez,
que ya estás en nueve,
casi das en diez.
 
Este blanco villancico
de Guadalajara es,
cuéntalo hasta cinco,
luego cuenta diez.
 
Y si aún queda hueco
y aún sabes contar,
Juan Pablo Mañueco 
su autor puedes nombrar.

En el año 2015, según la Guía diocesana de Vida Consagrada (2007), las monjas Cistercienses de Brihuega y las Carmelitas de Guadalajara celebran  los  cuatrocientos años de fundación.

Ambas comunidades se constituyeron en 1615 en tierras alcarreñas y ambas comunidades se levantaron sobre el cimiento de sendos conventos de geografía foránea.

Así, el monasterio carmelita de San José fue fundado en Arenas de San Pedro en 1594; y en 1615, bajo la protección de los duques del Infantado, se trasladó a Guadalajara. En él profesaron y vivieron, como es conocido, las Beatas Mártires Carmelitas de Guadalajara.

A su vez, el caballero Juan de Molina auspició la fundación de Brihuega, viniendo desde el monasterio vallisoletano de San Joaquín y Santa Ana las primeras religiosas que poblaron el briocense de Santa Ana. En la actualidad, este convento tiene once monjas que, además de la vida contemplativa, realizan tareas manuales y artesanales, como informa la página www.cisterbrihuega.org.

Información

Obispado en Guadalajara
C/ Mártires Carmelitas, 2
19001 Guadalajara
Teléf. 949231370
Móvil. 620081816
Fax. 949235268

Obispado en Sigüenza
C/Villaviciosa, 7
19250 Sigüenza
Teléf. y Fax: 949391911

Oficina de Información
Alfonso Olmos Embid
Director
Obispado
C/ Mártires Carmelitas, 2
19001 Guadalajara
Tfno. 949 23 13 70
Fax: 949 23 52 68
info@siguenza-guadalajara.org

 

BIZUM: 07010

CANAL DE COMUNICACIÓN

Mapa de situación


Mapa de sede en Guadalajara


Mapa de sede en Sigüenza

Si pincha en los mapas, podrá encontrarnos con Google Maps